miércoles, 13 de enero de 2016

Los manuscritos naxi

Recientemente se ha inaugurado en el vestíbulo del Museo de las Culturas del Mundo de Barcelona una exposición gratuita sobre la fascinante escritura dongba del pueblo naxi que permitirá al visitante poder admirar algunos de los manuscritos únicos que dicha cultura legó al mundo. Los naxi son una comunidad de unos 300.000 habitantes que hoy en día vive en las montañas del suroeste de China, en la provincia de Yunnan, aunque se cree que descienden de tribus nómadas qiang del noreste de la meseta tibetana. Conforman uno de los 56 grupos étnicos oficiales que actualmente reconoce la República Popular China (de los cuales, la mayoría han representa el 90%). Su religión de tipo animista sostiene que cualquier aspecto del mundo natural tiene alma y que los elementos naturales más importantes del paisaje, como puedan ser ríos, montañas, fuentes o lagos, tienen un poder cósmico especial. Tanto la religión como el sistema de escritura de los naxi reciben el mismo nombre, dongba, que a su vez también es el apelativo que reciben aquellos que más han cultivado dichos elementos: sus sacerdotes. Se cree que la palabra dongba pueda proceder del tibetano ston pa, que significa "maestro".

La lengua naxi forma parte de la rama yi de la familia lingüística tibetobirmana. Se trata de una lengua aislante o analítica cuyo orden de palabras es, al igual que el tibetano, SOV (sujeto, objeto, verbo). Actualmente el naxi se escribe por lo general con caracteres chinos, a los que se suman dos sistemas propios: uno de tipo fonético (un silabario conocido como Geba, hoy prácticamente en desuso) y otro de tipo logográfico, el denominado dongba. Por lo general, históricamente se había creído que el dongba es un sistema de escritura exclusivamente pictográfico, aunque desde hace años se considera que tiene una naturaleza más bien logográfica, ya que, más que basarse en dibujos, este tipo de escritura representa de manera gráfica morfemas del idioma naxi. Es decir, cada carácter tiene una pronunciación propia y se asocia principalmente a un único sonido. No obstante, muchos académicos prefieren referirse al dongba más como recurso mnemotécnico que como sistema de escritura propiamente dicho. Esto se debe al hecho de que a menudo los textos dongba sólo representaban las palabras más importantes de un texto (hay incluso textos que incluían únicamente un sólo "pictograma"), de modo que sólo aquellos realmente versados en su escritura (por lo general, los sacerdotes) eran capaces de poder interpretarlos.


Para comprobar el carácter mnemotécnico del sistema dongba, se puede tomar como ejemplo la imagen de la derecha, en la que se observa un texto que inicia un ritual de la religión naxi. En él, se pueden contar cuatro caracteres. Los dos primeros se tratan de representaciones más o menos pictográficas de "montaña" (jjuq en naxi) y "valle" (loq), respectivamente. El tercer carácter (situado arriba a la derecha) significa "no", y representa según algunos estudiosos un sol poniente, que, al igual que la partícula negativa, en idioma naxi se pronuncia me. El cuarto carácter (abajo a la derecha) representa un barril o un cubo, que también se utiliza por su valor fonético (tv). Tenemos, por lo tanto, cuatro palabras monosilábicas: jjuq, loq, me y tv. Sin embargo, al interpretar el texto, un sacerdote leerá un total de diecinueve sílabas: jjuq em tv tee rheeq, loq em tv tee rheeq, jjuq em tv yi loq em tv tee rheeq; lo que literalmente significa: aquel tiempo (cuando) las montañas no aparecer, aquel tiempo (cuando) los valles no aparecer, aquel tiempo (cuando) las montañas y los valles no aparecer.

El gran valedor de la escritura dongba fue el botánico, lingüista, explorador y geógrafo austro-estadounidense, Joseph Rock (1884-1962), quien durante años vivió en la región de Lijiang estudiando y descifrando los manuscritos rituales de los naxis y los dio a conocer al mundo mediante varios libros y reportajes. Desafortunadamente, su estudio se vio interrumpido por la llegada al poder de los comunistas en el país asiático. A pesar de que actualmente en China el sistema de escritura dongba está viviendo un particular revival a causa del turismo, durante la denominada revolución cultural china (1966-1976), auspiciada por Mao Zedong, la cultura naxi fue ninguneada, cuando no prohibida, lo que llevó a la destrucción de gran parte de los manuscritos dongba. No obstante, algunos textos lograron zafarse de dicha persecución y acabaron en varias colecciones y museos extranjeros, principalmente de Estados Unidos, Alemania y España; uno de ellos fue el antiguo Museo Etnológico de Barcelona, actualmente transformado en el Museo de Culturas del Mundo de Barcelona, que ofrece estos días a todo aquel que quiera acercarse a su sede una interesante exposición gratuita sobre el pueblo naxi y su excepcional sistema de escritura.



LOS MANUSCRITOS NAXI
Muestra gratuita situada en el vestíbulo del Museo de las Culturas del Mundo
C/Montcada, 12
08003 Barcelona
Teléfono 93 256 23 00
www.museuculturesdelmon.bcn.cat

De martes a sábado de 10h a 19h.
Domingos y festivos, de 10h a 20h.


BIBLIOGRAFÍA:

- Manuscrits naxi, textos dongba al Museu de Cultures del Món, Museo de las Culturas del Mundo, Barcelona, 2015.

No hay comentarios:

Publicar un comentario