Ir al contenido principal

Parles catañol?

Todo y que a algunos esta manera mía de cherrar y escrivir pueda parecerles de eso más rara y fea, no cal que se empreñen. Estoy escriviendo en catañol, una barreja de castellano y catalán que en mi opinión hace mucho gozo y que de aquí a unos años será el idioma que más se haga servir en las conversas de Barcelona y rodalías. ¡Caborias! Me sabe grave que muchos digan que este modo de hablar nuestro no es maco, todo y que a mí, al cabo y a la fin, tanto me es: no me hace vergüenza cherrar así. Otros dicen que los catalanes nos hemos bebido el entendimiento, el seny y la rauxa, y que en Catalunya el castellano se está haciendo malbé, pero yo no creo que sea así ni de buen trozo. ¡Mecagundena! ¿No dicen en Madrit "pantumaca" y aquí ninguno no va a recurrir al Constitucional? Que no se preocupen, que cuando venga a la Meseta, ya miraré de esforzarme. Todo plegado, se está haciendo un grano demasiado, ¿no encuentran? No me gusta ser el típico catalán empreñado que se pasa el día quejándose de que aquí, en comparación con otros sitios, se penca demasiado, y que exige a toda hora al govierno lo que justamente le pertoca, pero como continúen tocándome los pimientos con el tema de que no me entienden, voy a enchegarlos a todos a pastar fango. Que no me vengan con romances, ¡collons!, que al tornavís y a la rachola se les llama así aquí y en la China Popular. Y ya podrán remugar tanto como quieran, que seguiré hablando catañol cuando me venga de gusto, ¡apa!

Dos de los grandes precursores del catañol


CASTELLANO:

Aunque a algunos esta manera mía de hablar y escribir pueda parecerles de lo más rara y fea, no hace falta que se enfaden. Estoy escribiendo en catañol, una mezcla de castellano y catalán que en mi opinión queda muy bien y que dentro de unos años será el idioma que más se utilice en las conversaciones de Barcelona y cercanías. ¡Diantres! Me sabe mal que muchos digan que este modo de hablar nuestro no es bonito, aunque a mí, al fin y al cabo, me da igual: no me da vergüenza hablar así. Otros dicen que los catalanes hemos perdido el norte, el seny y la rauxa, y que en Cataluña el castellano se está echando a perder, pero yo no creo que sea así en absoluto. ¡Me cago en diez! ¿No dicen en Madrid “pantumaca” y aquí nadie va a recurrir al Constitucional? Que no se preocupen, que cuando vaya a la Meseta, ya intentaré esforzarme. Con todo, se está exagerando un poco, ¿no creen? No me gusta ser el típico catalán enfadado que se pasa el día quejándose de que aquí, en comparación con otros sitios, se curra  demasiado, y que exige todo el rato al gobierno lo que justamente le corresponde, pero como continúen tocándome las pelotas con el tema de que no me entienden, voy a mandarlos a todos a la zurcir mierdas. Que no me vengan con historias, ¡cojones!, que al tornavís (destornillador) y a la rachola (baldosa) se les llama así aquí y en la China Popular. Y podrán refunfuñar lo que quieran, que seguiré hablando catañol cuando me apetezca, ¡venga!


CATALÀ:

Tot i que a alguns aquesta manera meva de xerrar i escriure els pugui sembla d’allò més estranya i lletja, no cal que s’emprenyin. Estic parlant en catañol, una barreja de castellà i català que en la meva opinió fa molt de goig i que d’aquí a uns anys serà l’idioma que més es faci servir a les converses de Barcelona i rodalies. Cabòries! Em sap greu que molts diguin que aquest mode de parlar nostre no es maco, tot i que a mí, al cap i a la fi, tant m’és: no em fa vergonya xerrar així. Altres diuen que els catalans ens hem bevut l’enteniment, el seny i la rauxa, i que a Catalunya el castellà s’està fent malbé. Mecagundena! No diuen a Madrid “pantumaca” i aquí ningú no va a recòrrer al Constitucional? Que no s’amoïnin que quan vingui a la Meseta, ja miraré d’esforçar-m’hi. Tot plegat, se n’està fent un gra massa, no troben? No m’agrada ser el típic català emprenyat que es passa el dia queixant-se que aquí, en comparació amb altres indrets, es penca massa, i que exigeix a tota hora al govern allò que justament li pertoca, però com continuïn tocant-me els pebrots amb el tema que no m’entenen, els engegaré a tots a pastar fang. Que no em vinguin amb romanços, collons!, que al tornavís i a la rajola els diuen així aquí i a la Xina Popular. I ja podran remugar tant com vulguin, que seguiré parlant catañol quan em vingui de gust, apa!




Comentarios

Publicar un comentario

Quizás también te pueda interesar...

Catalunya, capital Girona

El president vicario de la Generalitat, Quim Torra, ha afirmado hoy en un acto de campaña de JxCat (la antigua Convergència) que, a su parecer, Gerona (o Girona, como gusten) ha asumido la capitalidad de Cataluña en detrimento de Barcelona, que ha preferido abdicar como tal. Nos encontramos en periodo electoral y lo cierto es que los políticos buscan el titular fácil. Sin embargo, las palabras de Torra no son peccata minuta; no tanto por la afirmación en sí, que resulta de lo más peregrina, sino por lo que se deduce de la misma. Es de sobras conocido el recelo (y, por qué no decirlo, el desprecio) que históricamente el mundo convergente ha sentido hacia Barcelona y su área metropolitana. 
En el imaginario convergente la Ciudad Condal representa el mestizaje, lo charnego; esa ciudad poblada por els altres catalans de Francesc Candel y cuya esencia Pérez Andújar ha sabido captar a la perfección en sus muchos escritos, para disgusto de Toni Albà . En contraposición, Girona es la quintae…

"Allévoy": la desastrosa localización de Final Fantasy VII

Allá por 1997 llegó al mercado español un videojuego que habría de hacer historia. El videojuego en cuestión, Final Fantasy VII, supuso en efecto un antes y un después en varios aspectos: fue la aceptación definitiva por parte del gamer español (y occidental, en general) de un género como el juego de rol japonés (JRPG), hasta entonces con una cuota de mercado más bien reducida; para Sony significó el espaldarazo definitivo para su recién nacida Playstation, que veía consolidado su catálogo con un videojuego que el devenir convertiría en obra de culto; y para los traductores sentó un precedente en la aún incipiente localización de videojuegos. Y no precisamente en el buen sentido... A día de hoy, no hay gamer español que se precie de ser llamado tal al que no le suene el "allévoy" de Cloud, el protagonista del juego en cuestión. Y es que, por si algún lector despistado aún no se ha percatado, la localización al español de la obra de Squaresoft se convirtió en un ejemplo de có…

¡Camaradas! Tres libros y dos cómics para conocer Corea del Norte

Corea del Norte es, sin duda, uno de los estados más herméticos del mundo. Quizás sea por ello que despierte tanto interés y fascinación entre la gente. El último vestigio de la Guerra Fría, que con el paso de las décadas ha pasado a convertirse en la primera y única monarquía comunista del mundo, resulta un lugar del todo inaccesible para el común de los mortales, a no ser que uno esté dispuesto a desembolsar una cifra de dinero nada desdeñable a alguna de las agencias de viajes especializadas en realizar tours por el país o que nos encontramos ante el mismísimo Alejandro Cao de Benós, unico occidental que, por lo visto, entra y sale del país asiático como Pedro por su casa...  El resto de la humanidad se tiene que conformar con las noticias que de vez en cuando nutren los medios de comunicación y que contribuyen a perpetuar la imagen de régimen cuando menos sui generis: la última y surrealista purga dentro de las élites norcoreanas; el lanzamiento de un misil balístico intercontinen…