Ir al contenido principal

La literatura filipina en castellano

A menudo los planes de estudio de filología hispánica se limitan a incluir en sus temarios las literaturas española e iberoamericana, obviando sin un motivo demasiado aparente todas aquellas obras escritas en castellano que se han elaborado en Filipinas (y, por qué no, también África). De aquellas lluvias, estos lodos: la literatura hispanofilipina es hoy en día una gran desconocida tanto en su país, en el que el castellano ya no es idioma de referencia, como en el resto del ámbito hispanohablante, desconocedor de que una vez en oriente se escribieron algunas de las mejores páginas de la literatura en español. Tal y como apuntó en su día el diplomático Luis Mariñas, autor de uno de los mejores estudios de literatura hispanofilipina, lo cierto es que históricamente las letras filipinas en castellano han tratado sobre todo géneros mal llamados menores como el ensayo o la poesía; de hecho, los pocos escritores que aún hoy en día se expresan en español en el archipiélago asiático lo hacen especialmente mediante este último género. Sin embargo, desde finales del siglo XIX hasta mediados del XX, lo que vendría a coincidir más o menos con la denominada "edad de oro de la literatura filipina en castellano", hubo una relativa producción de novelas de la mano de escritores como Jesús Balmori, Guillermo Gómez Windham o Antonio Abad, que bien merecería ser tomada en consideración. Por lo general, dichas obras coinciden en tener, además de una alta calidad literaria, una fuerte carga nacionalista y crítica hacia la nueva potencia colonizadora, Estados Unidos, y hacia la creciente americanización del archipiélago, en contraposición al elemento fil-hispánico.

Desafortunadamente, acceder hoy en día a la literatura filipina en español no resulta nada fácil, aunque es cierto que en los últimos años internet ha facilitado hasta cierto punto dicho objetivo. Para todos aquellos interesados en adentrarse en la letras hispanofilipinas, he aquí un compendio de novelas que pueden conseguirse actualmente a través de la red con mayor o menor facilidad:


- Cuentos de Juana, de Adelina Gurrea. Publicado por primera vez en 1943 y vencedor del concurso de relatos de la Unión Latina en 1951. En él, Adelina nos relata de boca de Juana, una criada bisaya, una serie de cuentos que describen el folclore y la mitología de la región filipina de Negros, de donde Gurrea era oriunda y donde pasó su infancia para luego vivir en Manila y Madrid, ciudad esta última, donde fallecería en 1971. La obra ha sido publicada por el Instituto Cervantes de Manila dentro de la colección "Clásicos hispanofilipinos", que pretende dar a conocer al público en general las mejores obras filipinas escritas en castellano. Es posible hacerse con un ejemplar de este libro en librerías como la Casa del libro o dirigiéndose al Instituto Cervantes de Manila por correo electrónico. Asimismo, no es demasiado difícil encontrar en algunas librerías de segunda mano españolas algunas antologías de sus poemas como "A lo largo del camino", que le valió el Premio Zóbel en 1955.


- Los pájaros de fuego, de Jesús Balmori. Considerado como uno de los autores filipinos más polifacéticos de su época, escribió dicha novela (la última antes de su muerte en 1948), durante la ocupación japonesa de Manila en plena Segunda Guerra Mundial. En ella, un desengañado Balmori critica por igual a la frívola y pasiva sociedad manileña de los años 30 y 40 y al ocupante japonés, a quien años antes Balmori había calificado de ejemplar para los pueblos asiáticos. Desde un punto de vista histórico-lingüístico, dicha novela supone una autentica rara avis, ya que se trata de la única obra escrita en español por un asiático sobre la Guerra del Pacífico en contemporaneidad al conflicto. Asimismo, si su argumento es del todo excepcional en  el ámbito de las letras hispánicas, no lo son menos las vicisitudes que tuvo que pasar la novela hasta finalmente verse publicada. Tal y como se ha indicado anteriormente, Balmori la escribió a escondidas en su casa del manileño barrio de Ermita durante la ocupación japonesa. A medida que la obra iba avanzando, fue ocultando las páginas mecanografiadas en botellas que enterraba en su jardín. La última parte de la novela la finalizó tras la liberación de Manila a manos al ejercito estadounidense, quien para tal cometido se llevó por delante barrios enteros de la capital filipina como Intramuros, Ermita o Malate. Arruinado y desahuciado, Balmori malvendió la obra al gobierno filipino con la promesa de que éste la publicaría más pronto que tarde. Obviamente, tal promesa no se cumplió y la novela se perdió en algún archivo durante más de cincuenta años. Casualidades del destino quisieron que la obra volviera a aparecer para ser publicada por el Instituto Cervantes de Manila en 2011 en el marco de su colección "Clásicos hispanofilipinos". Por lo que he podido comprobar, "Los pájaros de fuego" no se encuentra a la venta ni en España ni en Latinoamérica, aunque es posible adquirir un ejemplar de esta joya escribiendo al Cervantes de Manila a la siguiente dirección: cultmni@cervantes.net.ph

- El campeón, de Antonio Martínez Abad. Para muchos, Abad es, sin ningún atisbo de duda, el mejor de los novelistas filipinos de la historia en cualquiera de sus expresiones lingüísticas, ya sea en español, inglés, tagalo o demás idiomas vernáculos. "El campeón", tercera novela publicada por el Instituto Cervantes de Manila, fue premiada en 1939 con el Premio de la Macomunidad Filipina. Mediante las vivencias de Banogón, un  gallo de pelea, Abad hace una descripción exhaustiva de la Filipinas de principios del siglo XX, a la vez que critica la colonización estadounidense del archipiélago. A diferencia de "Cuentos Juana" y "Los pájaros de fuego", esta obra tan sólo está disponible a petición de universidades y bibliotecas. Así que si el lector no es una universidad o una biblioteca, ya puede ir olvidándose de hacerse con un ejemplar... Este criterio resulta cuando menos paradójico, máxime si tenemos en cuenta que el principal objetivo de la colección Clásicos hispanofilipinos es el de "dar a conocer y poner a disposición del público las obras de una literatura en español de notable valor histórico y literario"(sic).  Sin embargo, es posible adquirir una copia mediante la editorial universitaria "Ateneo University Press", a un precio no demasiado módico, todo sea dicho.


- La oveja de Nathán, de Antonio Martínez Abad. Considerada por los entendidos en la materia la obra maestra de la literatura filipina del siglo XX. La novela, que obtuvo en 1929 el Premio Zóbel, es una fiel descripción de la Filipinas de principios de siglo en los ojos de Mariano Bontulan, joven cebuano residente en Manila que a lo largo de la historia va dándose cuenta de que la mano de Estados Unidos su país jamás alcanzará la tan preciada independencia. Según reseña Mariñas, dicha novela es posiblemente "la cumbre de la novela filipina en nuestro idioma y superior por valor literario a las publicadas antes o después". Asimismo, añade  que "se trata de una obra profundamente nacionalista, una novela testimonio que pasa revista a la Filipinas de los años de la Primera Guerra Mundial, describiéndola con pinceladas magistrales". La obra ha sido recientemente publicada gracias a la Fundación Zóbel y es posible conseguir el "e-book" de la misma en Vibe Bookstore por sólo unos 7€ al cambio. Además, en esta misma web también se encuentra a la venta "81 years of Premio Zóbel: A Legazy of Philippine Literature in Spanish", un magnífico trabajo de la académica filipina Lourdes Castrillo Brillantes en el que se explica la historia del premio literario más antiguo de Filipinas, el Zóbel, a la vez que se indaga en otros aspectos de la hispanidad filipina como la Academia Filipina de la Lengua Española o las obras de los muchos escritores filipinos cuyas letras se expresaron en castellano.

- Bancarrota de almas, de Jesús Balmori. Para mi grata sorpresa, pocos días ha descubrí que a través de Iberlibro es posible hacerse con el "e-book" de la primera edición de la primera novela de Balmori, publicada en Manila en 1910. En dicha novela, de corte sentimental, Balmori critica, al igual que haría tres décadas después en "Los pájaros de fuego", a la alta sociedad manileña por su frivolidad y por su ciega entrega a la americanización imperante en la Filipinas de los albores del siglo XX. Sin duda alguna, se trata de todo un tesoro que convendría tener en cuenta.

Noli me tangere y El Filibusterismo de José Rizal. Si se le pregunta a algún filipino por estas obras, seguramente nos dirá que nos hallamos ante las joyas de la corona de la literatura filipina, aunque sean pocos los que las hayan leído en su idioma original. Publicadas y prohibidas por el régimen colonial español a finales del siglo XIX, las dos novelas de Rizal suponen una crítica a la anacrónica administración española de las islas y, en especial, al papel de la Iglesia en Filipinas, la cual, lejos de la metrópolis, conservaba grandes cotas de poder en el país asiático. Si bien José Rizal no pertenece a la edad de oro de la literatura fil-hispana, sino a la etapa nacionalista (Mariñas), este prolífico escritor es considerado por la mayoría, además de un patriota, el mejor escritor, junto a Antonio Abad, que ha dado al mundo Filipinas. Es posible adquirir "Noli me tangere" sin demasiadas complicaciones en cualquier librería de España. "El Filibusterismo" ya es otro cantar, aunque a raíz de una exposición sobre Rizal en la Biblioteca Nacional de Madrid hace un par de años, la AECID (Agencia Española para la Cooperación Internacional y el Desarrollo) publicó una edición especial del mismo que es posible comprar a un precio bastante razonable en la tienda del BOE

Por último, quisiera añadir que, si bien en las cuatro últimas décadas la producción de literatura en castellano ha menguado en Filipinas, hace pocos años la editorial Moreno Mejías inició de la mano del hispanista italiano Andrea Gallo la "Colección Oriente" que "presenta a los lectores textos inéditos de autores filipinos contemporáneos que escriben en español". Por el momento se han publicado tres obras de los académicos Daisy López, Guillermo Gómez Rivera y Edmundo Farolán.


Comentarios

  1. Hola, ¿'El campeón' lo has adquirido?, ¿a que precio?, intento acceder al enlace que facilitas pero no funciona.

    Si en todo caso no lo has adquirido y estás interesado en ello yo también lo estoy, quizás podamos ponernos deacuerdo y encargar dos ejemplares y repartirnos los gastos de envío.

    Y referente a ""81 years of Premio Zóbel: A Legazy of Philippine Literature in Spanish", ¿se trata de una edición bilingüe?, ¿o es sólo en inglés?.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Es posible comprar en Ateneo Press “El campeón” si les envías un mail. Por el Instituto Cervantes de momento es imposible a no ser que escribas desde una universidad. En Ateneo Press me dijeron que el libro más gastos de envío eran unos 60€ (a eso le tienes que sumar el precio de la transferencia que te cobra tu banco). La verdad es que el precio final me echó un poco para atrás… ¿Eres de Barcelona?

    Respecto a lo del libro sobre el Premio Zóbel, el libro también existe en castellano (de hecho, se publicó antes en castellano que en inglés), pero en internet es imposible encontrarlo. El único sitio donde puedes encontrarlo es en el enlace que puse, como e-book y en inglés. Si lo quieres tener en formato físico, puedes comprarlo en Amazon.com, pero también solamente en inglés.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En su día pregunté por 'Los pájaros de fuego' al IC de Manila y me lo ofrecieron por 15€ más 35€ de gastos de envío, es de suponer que ese será el precio aproximado de los costes de envío de "El Campeón", y encargando dos ejemplares la unidad no alcanzará los 40€, es dinero pero más caro saldría un viaje a Ciudad Quezón. Soy de Pamplona, no obstante si estás interesado que lo hablemos pues contactamos.

      Saludos.

      Eliminar
  3. Hola: me alegra ver el interés que está suscitando la literatura filipina en español. Actualmente estamos trabajando en un portal de literatura filipina en español en la Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes en el que se van a incluir en versión digitalizada y descargable en pdf todos los clásicos hispanofilipinos editados por el Instituto Cervantes. El portal está previsto que se estrene este año y algunos títulos ya están subidos al catálogo general de la Biblioteca Virtual. Si ponéis en el buscador "literatura filipina" o alguna palabra clave similar deberían aparecer.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola ¿El campeón de Antonio Abad también? Porque llevo más de un año detrás de ese libro y es prácticamente imposible conseguirlo. En el Cervantes de Manila me dijeron que sólo lo daban a bibliotecas y universidades. Sea como sea, me alegro mucho de que se haga este portal y espero que no se tarde demasiado en abrir. Un saludo desde Barcelona

      Eliminar
    2. Aquí han rescatado un libro de viajes filipino en español. Muy interesante:
      http://www.lacentral.com/web/book/?id=9788484728429

      Saludos

      Eliminar
    3. ¡Muchas gracias por la aportación! Poco a poco se van recuperando estas pequeñas joyas que nos dejó la literatura filipina en castellano. Un saludo.

      Eliminar

Publicar un comentario

Quizás también te pueda interesar...

Catalunya, capital Girona

El president vicario de la Generalitat, Quim Torra, ha afirmado hoy en un acto de campaña de JxCat (la antigua Convergència) que, a su parecer, Gerona (o Girona, como gusten) ha asumido la capitalidad de Cataluña en detrimento de Barcelona, que ha preferido abdicar como tal. Nos encontramos en periodo electoral y lo cierto es que los políticos buscan el titular fácil. Sin embargo, las palabras de Torra no son peccata minuta; no tanto por la afirmación en sí, que resulta de lo más peregrina, sino por lo que se deduce de la misma. Es de sobras conocido el recelo (y, por qué no decirlo, el desprecio) que históricamente el mundo convergente ha sentido hacia Barcelona y su área metropolitana. 
En el imaginario convergente la Ciudad Condal representa el mestizaje, lo charnego; esa ciudad poblada por els altres catalans de Francesc Candel y cuya esencia Pérez Andújar ha sabido captar a la perfección en sus muchos escritos, para disgusto de Toni Albà . En contraposición, Girona es la quintae…

"Allévoy": la desastrosa localización de Final Fantasy VII

Allá por 1997 llegó al mercado español un videojuego que habría de hacer historia. El videojuego en cuestión, Final Fantasy VII, supuso en efecto un antes y un después en varios aspectos: fue la aceptación definitiva por parte del gamer español (y occidental, en general) de un género como el juego de rol japonés (JRPG), hasta entonces con una cuota de mercado más bien reducida; para Sony significó el espaldarazo definitivo para su recién nacida Playstation, que veía consolidado su catálogo con un videojuego que el devenir convertiría en obra de culto; y para los traductores sentó un precedente en la aún incipiente localización de videojuegos. Y no precisamente en el buen sentido... A día de hoy, no hay gamer español que se precie de ser llamado tal al que no le suene el "allévoy" de Cloud, el protagonista del juego en cuestión. Y es que, por si algún lector despistado aún no se ha percatado, la localización al español de la obra de Squaresoft se convirtió en un ejemplo de có…

¡Camaradas! Tres libros y dos cómics para conocer Corea del Norte

Corea del Norte es, sin duda, uno de los estados más herméticos del mundo. Quizás sea por ello que despierte tanto interés y fascinación entre la gente. El último vestigio de la Guerra Fría, que con el paso de las décadas ha pasado a convertirse en la primera y única monarquía comunista del mundo, resulta un lugar del todo inaccesible para el común de los mortales, a no ser que uno esté dispuesto a desembolsar una cifra de dinero nada desdeñable a alguna de las agencias de viajes especializadas en realizar tours por el país o que nos encontramos ante el mismísimo Alejandro Cao de Benós, unico occidental que, por lo visto, entra y sale del país asiático como Pedro por su casa...  El resto de la humanidad se tiene que conformar con las noticias que de vez en cuando nutren los medios de comunicación y que contribuyen a perpetuar la imagen de régimen cuando menos sui generis: la última y surrealista purga dentro de las élites norcoreanas; el lanzamiento de un misil balístico intercontinen…